Yiddish

o Yidis. Lengua vernácula de los judíos ashkenazim, nacida hacia el año mil en los valles del Rhin y del Moselle, es una mezcla de hebreo, alemán medio-alto y arameo. Perteneciente al grupo germánico, dentro de la rama occidental, hablada por los judíos de origen alemán: el yiddish deriva del dialecto del alto alemán que utilizaron los judíos de la diáspora. El yiddish (jüdissch, también llamado judeoalemán) pertenece a la rama occidental de las lenguas germánicas, subgrupo dentro de la familia indoeuropea. Originariamente era un dialecto judío del alto alemán medio que ha alcanzado hoy en día la categoría de lengua. A su vez, está formado por dos grupos de dialectos: el oriental, hablado desde el Báltico al Mar Negro (en las comunidades judías de Lituania, Polonia, Rusia y parte de Rumanía), que fue posteriormente llevado a los Estados Unidos de América por miles de emigrantes; y el occidental, restringido actualmente a las comunidades judías de Alsacia. El yiddish desapareció de Alemania en el siglo XVIII, fecha en la que sus hablantes judíos adoptaron el alemán como lengua de comunicación. Es difícil calcular exactamente el número de hablantes de una lengua tan diseminada por todo el mundo. Se estima que antes de la Segunda Guerra Mundial unos once millones de judíos empleaban el yiddish, si bien en los campos de exterminio nazis murió gran cantidad de ellos. Actualmente, se piensa que su número esté entre uno y tres millones (con aproximadamente la mitad en EE. UU.).
 
Volver